¿Cómo podemos cuidar
el medio ambiente
desde casa?

Ayudar al cuidado del medio ambiente es más fácil de lo que parece, la clave está en los hábitos, por pequeños que sean pueden hacer una enorme diferencia tanto a nivel individual como colectivo. A continuación te compartimos 10 acciones que podés hacer en casa para ayudar al medio ambiente:

Ahorrar y cuidar el agua: Tomar un baño de 5 minutos, reciclar el agua de lluvia, cerrar la canilla mientras te cepillas los dientes o lavas los platos.
Separar la basura: Este es el primer paso para reciclar y reutilizar materiales. Separar la basura en orgánica e inorgánica, dividir los materiales como papel, cartón, vidrio, plástico, etc.
Ahorrar energía eléctrica: Apagar las luces y desenchufar los aparatos eléctricos que no se estén utilizando. Cambiar las lamparitas por la versión LED de bajo consumo.
Regular la temperatura: Evitar el uso de ventiladores y calentadores. Adaptar espacios para cada época del año y regular la temperatura por medio de materiales naturales.
Limpiar con productos ecológicos: Muchos productos de limpieza están fabricados con químicos y componentes dañinos para el medio ambiente y para la salud. Existen productos de origen natural y ecológicos que ayudan a llevar una vida más sustentable.
Reutilizar y reciclar materiales: Los materiales como el vidrio, plástico, madera, cartón o aluminio son ideales para manualidades. Podés reutilizarlos y darle una nueva vida.
Comprar productos reutilizables: Evitar comprar elementos de un solo uso como servilletas, platos y vasos desechables, así como botellas y envases de plástico. Podés optar por productos biodegradables y, en caso de no poder evitarlo, dales el mayor uso posible antes de desecharlos.
Consumir alimentos locales: Comprar alimentos cosechados en tu región resulta más barato y saludable dado que suelen ser productos frescos, además de impulsar a la economía local y evitar la contaminación derivada del transporte.
Crear tu propio huerto y compost: Cultivar tus propias frutas y verduras. Crear tu propio compost para abonar tus plantas es una forma de reutilizar los residuos de la cocina y asegurar que estas crezcan sanas y fuertes.
Caminar en vez de utilizar el auto: Si necesitas trasladarte a algún lugar cerca, podés optar por caminar, ir en bicicleta o utilizar el transporte público. De esta forma ayudarás a reducir la contaminación vial, y también te va a servir para ejercitarte, ahorrarás dinero en combustible y evitarás tiempo en el tráfico.

¡Cuidemos el medio ambiente! Juntos podemos lograrlo.